El técnico no convoca al gales para el encuentro ante el Sevilla sin que este tuviera alguna molestia física: el club ha afirmado a AS que no tiene problema físico alguno.

Tras una semana de tranquilidad después de haberse proclamado campeón de la Supercopa, las aguas volvieron a enturbiarse en el seno del Real Madrid. Zinedine Zidane decidió no convocar a Gareth Bale, ausente en el torneo supercopero de Arabia aquejado de la infección en el tacto respiratorio, para el partido ante el Sevilla.